26 abr. 2018

Hummus


Hummus en árabe significa garbanzo, así que ya imaginareis cual es el ingrediente principal de esta salsa, la receta original se hace con tahina que es una pasta de sésamo tostado, pero sinceramente es difícil de encontrar y se puede hacer perfectamente sin ella y también está muy buena.



Ingredientes:

400 gr de garbanzos cocidos, o los que nos hayan sobrado del cocido.
1 diente de ajo grande
1 cucharada de tahina (se puede sustituir por semillas de ajonjolí)
Zumo de un limón
Pimienta
Comino molido
Cilantro picado o perejil
Aceite de oliva
Sal


Preparación:

Receta de crudités

Escurrimos los garbanzos y reservamos el líquido, los ponemos en el vaso de la batidora y también el limón, los ajos y el aceite de oliva (si es virgen extra mejor), vamos añadiendo aceite hasta que consigamos una textura de puré consistente y sin grumos.

 En este punto le ponemos una pizca de comino, pimienta, sal y la tahina, volvemos a triturar hasta que se mezcle todo bien, probamos y rectificamos de sal y especias si es necesario, si ha quedado demasiado espero se puede añadir un poco del líquido de cocción de los garbanzos (si, para eso lo habíamos guardado jajaja).

Se puede comer directamente pero lo suyo es dejarla refrescar un rato en la nevera, ya solo hay que ponerla en un bol, adornarla con un chorrito de aceite y cilantro picado, y llevarla a la mesa acompañada de un pan de pita tostado o incluso de unos nachos, también combina a la perfección con los crudités (verduras crudas cortadas en bastoncillos).

Podéis ahorrar tiempo si en lugar de cocer los garbanzos utilizáis un bote de garbanzos ya cocidos, en ese caso si hay que añadir líquido a la salsa mejor que sea solo agua, para evitar ese saborcillo raro a bicarbonato que tienen, tampoco viene mal lavarlos bien al sacarlos del bote; también podéis reutilizar esos garbanzos que siempre nos sobran cuando hacemos cocido y que al final nunca nos comemos.

El comino que a mí personalmente me encanta, tiene un sabor que destaca mucho, pero si os gusta podéis poner más cantidad de la que indiqué antes, por cierto que viene muy bien para contrarrestar los efectos "gasificantes" de los garbanzos, ya me entendéis ......

Si no la consumís toda se puede congelar.

Buen provecho.



No hay comentarios:

Publicar un comentario