25 oct. 2018

Halloween murciélagos trufa

Y seguimos con las recetas divertidas de halloween, estos murciélagos trufa son tan monos que da pena comérselos, pero tanto niños como mayores acabarán con ellos porque están ricos, ricos, eso si mientras duren darán un toque muy divertido a nuestra mesa.


Ingredientes para 15-16 trufas:

250g de migas de bizcocho o magdalenas
125g de chocolate negro 70% cacao
25ml de leche
Unas gotas de esencia de ron
75g de fruta confitada picada
Galletas tipo oreo
Piñones
Mini nubes blancas

Preparación:

Para las migas que necesitamos podemos reutilizar bizcocho o magdalenas que nos queden de días anteriores y estén algo duros, yo he aprovechado unos cupcakes red velvet que me sobraron por eso el color rojo, si no tenemos no hace falta complicarse haciéndolos, podemos comprarlos y ya está, sobre todo si estamos preparando más cosas y tenemos mucho lío en la cocina.

Desmenuzamos el bizcocho y lo ponemos en un bol, le añadimos la leche con unas gotas de esencia de ron, la fruta escarchada y mezclamos bien.


Troceamos el chocolate y lo fundimos en el microondas, a golpes de 30 segundos para que no se queme, ir controlando hasta que esté fundido y lo podamos remover con la cuchara sin que queden tropezones, lo sacamos y se lo añadimos a la mezcla anterior y revolvemos hasta conseguir una mezcla homogénea, reservamos un poquito de chocolate para adornar.

Forramos una bandeja con papel de horno y vamos colocando en ella las bolas que haremos a mano, así luego no nos costará despegarlas, tomando como medida una cuchara de sopa que no sea demasiado grande, ya que todas no tienen el mismo tamaño puede que no os salgan la misma cantidad de trufas que a mí, una vez terminadas las metemos en la nevera durante media hora.


Mientras preparamos los adornos, separamos las dos mitades de las galletas y las cortamos al medio, para obtener dos alitas de cada mitad, cortamos en dos cada mini nube para obtener dos ojos, cuando estén listas las trufas hacemos dos pequeños cortes, uno a cada lado, para colocar las alitas de galleta, pinchamos los piñones en la parte de la boca y por último ponemos una gotita de chocolate fundido para pegar las nubes y otra gotita para pintar los ojos, y ya tenemos listos los murciélagos.

No importa si las bolas que hagamos no nos quedan exactamente iguales, ni si alguna alita se nos rompe un poco, que no sean perfectos dará personalidad a estos bichitos tan simpáticos, incluso si alguno nos queda bizco resultará más gracioso aún.

Si no encontráis las mini nubes se pueden pintar los ojos con chocolate blanco.

Buen provecho.


Derechita que va al proyecto  1+/- 100, desperdicio 0 que gestiona Marisa en su página Thermofan, para aprender a cocinar con el menor desperdicio posible.



Recopilatorio 1 +/-100, desperdicio 0


2 comentarios:

  1. Buenos días, Cristina.
    Son unas trufas de lo más originales y divertidas. Tienes unas ideas geniales y para aprovechar ingredientes.
    Si hay niños en la casa, se pueden preparar con ellos.
    Me alegro de tenerlas en 1+/-100.
    Un besazo y gracias.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Gracias Marisa, es ideal para hacer con niños porque además luego les hará ilusión verlas en la mesa, y si que son graciosas la verdad, dan ganas de adoptarlas y ponerles nombre jajaja.

      Eliminar