10 sept. 2018

Ventrescas con almejas y gambas

Los congelados y conservas merecen un lugar destacado en la cocina, no solo como recurso para salir de apuros o por su precio más económico que los productos frescos, si no como ingredientes principales en muchas recetas, y esta de hoy demuestra que se pueden hacer riquísimos platos utilizándolos.



Ingredientes para 2 personas:

400 g de ventrescas de merluza congelada
12 gambas grandes peladas congeladas
12 almejas congeladas
3 calamares pequeños congelados.
1 puñado de guisantes congelados
100 ml de tomate frito de bote
1/2 pastilla de caldo de pescado
1/2 cebolla
Perejil picado
2 patatas pequeñas
1 diente de ajo grande
1 hoja de laurel
Pimienta molida al gusto
8 almendras crudas
1 cayena (opcional)
1 chorrito de coñac
250 ml de agua (para hacer el caldo)
Aceite de oliva virgen extra
Preparación:

Como descongelar: siguiendo las instrucciones del paquete las ventrescas deben descongelarse en la parte baja del frigorífico el día anterior, o dejándolas 2 horas a temperatura ambiente, pero también puede hacerse mucho más rápido en el microondas durante 4 ó 5 minutos a máxima potencia, en un plato tapado con un film al que haremos unos agujeros o con una tapa para micro.

Las gambas, almejas y calamares en un bol cubiertos de agua del grifo, con cambiarla un par de veces los tendremos listos para cocinar en 5 minutos, al igual que las ventrescas no es necesario que se descongelen del todo, cuando los incorporemos al guiso acabarán de hacerlo rápidamente.

Los guisantes no es necesario descongelarlos.


Picamos la cebolla, el ajo y el perejil finamente, y ponemos a pochar con un chorro de aove en la cacerola la cebolla con el perejil y el laurel, cuando estén listos añadimos el ajo y el tomate removemos un par de veces, incorporamos gambas, almejas, calamares cortados en aros y los guisantes, los dejamos hacerse un par de minutos.


Agregamos la pimienta y la cayena, regamos con el caldo que habremos preparado con la media pastilla de caldo desleída en el agua caliente y el chorrito de coñac, trituramos las almendras en el mortero y las incorporamos a la salsa, dejamos que cueza tapado durante al menos 10 minutos a fuego suave hasta que reduzca un poco, y por fin ponemos las ventrescas para que se hagan despacio al calorcito del guiso durante unos 5 minutos aprox, tienen que quedar hechas pero jugosas así que no hay que pasarse con el tiempo.


Mientras tanto habremos lavado las patatas y pinchado con un tenedor para que al ponerlas a cocer en el microondas no exploten, tardarán entre 8 y 10 minutos dependiendo del tamaño así que estar vigilantes, una vez cocidas las pelamos y cortamos en rodajas de medio centímetro que colocaremos en el fondo del plato, sobre ellas la salsa con las almejas y demás, y por último las ventrescas, adornamos con un poco de perejil picado y servimos, ya podéis hincarle el diente hasta que dejéis el plato limpio. cosa que sin duda ocurrirá.


Este plato como todos puede adaptarse a vuestros gustos o a los ingredientes que tengáis en casa, seguro que seguirá estando buenísimo aunque lo cambiéis un poco.

Truco sano:

Los pescados y mariscos son aconsejables en cualquier dieta equilibrada por su bajo aporte en grasas, así que en esta receta lo que podemos suprimir para aligerar serían las patatas y reducir la cantidad de aceite, aunque aquí tampoco se utiliza mucho.

Buen provecho.


6 comentarios:

  1. Que buena pinta... lo acabo de imprimir, este finde seguro triunfaré, gracias!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Seguro que si, vas a triunfar por todo lo alto, ya me contarás, saludos.

      Eliminar
  2. Una magnífica opción para usar elementos congelados (como tú bien dices, no tienen porque ser malos) de una forma bien rica y rápida. ¡Anotada!

    CocinaDeEmergencia!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Que entusiasmo jajaja, seguro que te quedará de rechupete, buena elección como receta de emergencia, saludos.

      Eliminar